Fandom

Redópedia Wiki

Etimología y fóbal XXV

901páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Compartir

Etimología y fóbal XXV Editar

Por Ernesto

Las bodas de plata de la sección nos lleva nuevamente hasta Africa y nada menos que a Egipto. Nada menos, bueh (?). Es turno del Al-Ahly, un rey de copas y algo más.


formacionsinescudo.jpg


Su nombre en árabe es النادي الأهلي y significa nada menos que El Nacional. De ahí a imaginar a Bricco con turbante hay un paso (?). El club fue fundado en 1907 en El Cairo – habrá quien haga el chiste con el famoso bar rosarino pero el lugar común no es lo nuestro (?) – como consecuencia de una serie de consejos estudiantiles que se reunían contra los avances de la colonización. Surgió la necesidad de tener una institución deportiva y de esa manera nace el Al-Ahly Sporting Club.


Es fundamental tener en claro que el hecho de llamarse El Nacional en un país que luchaba por salir de dominio británico muestra el signo de rebeldía con el que la institución se formó. Es decir, más allá de su crecimiento futbolístico y el devenir que ha tenido en ese sentido, siempre en un medio menor, el espíritu revolucionario del Al-Ahly ha estado presente en cada hincha que iba acercándose a la institución. E incluso se pudo observar ello recientemente, cuando la salida de Hosni Mubarak ha nacido desde las movilizaciones propiciadas por los hinchas de un club, mientras que la derecha tradicionalista y reaccionaria se veía representada por el eterno rival del Ah-Ahly, el Zamalek.


Pensemos por un segundo esto a nivel local. Supongamos que hay un presidente, pongamos por nombre Rernando le da Fúa (?) que no está haciendo las cosas bien y que tiene a la nación en un caos inminnente. Ante ello hay una serie de manifestaciones como para exigir el cambio y por qué no, la destitución. Imaginemos por un segundo que esta tensión (una linda palabra tensión pero los canales de noticias la hicieron pelota) está organizada, representada y motorizada por los clubes de fútbol, los más populares del país. Bueno, en Egipto el Al-Ahly fue el equipo que motivó la huida de Mubarak, mientras que los hinchas del Zamalek ejercitaban algún tipo de defensa. Esto que puede ser leído como algo esquemático o simplificado fue ostensiblemente así.


Avishai Margalit filósofo israelí al que apodan el Tano (?), ha dicho claramente: “La revolución egipcia ha nacido en los campos de fútbol del Al-Ahly”. Lo que quiso decir en realidad es que toda esa masa difusa llena de bronca del pueblo egipcio ante los innumerables atropellos de su opresor fueron captadas por una organización que ordenó los métodos de protesta hacia una política confrontativa potente. Esta organización es la hinchada del Al-Ahly que lejos de ser una manga de lúmpenes aburridos con ganas de hacer guita fácil, o sea, no son Los Borrachos del Tablón, son tipos con conciencia de clase y social, aquella que pasó generación tras generación desde el momento en que el club se funda para luchar contra el imperialismo británico.


El Zamalek es el equipo de la zona residencial cairota, de las clases altas. Cuando tienen que enfrentarse, el Al-Ahly es infinitamente más popular, 7 de cada 10 egipcios son hinchas de los Diablos Rojos, el match se juega en campo neutral y con árbitro de otra nacionalidad. El clásico de El Cairo, así se lo conoce, no es otra cosa que “El equipo del pueblo” versus “El equipo del gobierno”. Lamentablemente, al no haber peronismo (?), pueblo y gobierno fueron siempre dos categorías antagónicas en este lugar, te diría que desde Cleopatra (?). Allí resistió entonces el pueblo egipcio, porque en una sociedad militarizada el escape se daba por el fútbol, más precisamente en el Al-Ahly, uno de las pocas microfísicas (?) donde las personas encontraban cierto respiro. A modo de justicia social digamos que la paternidad que tienen sobre el Zamalek es inmensa.


quilomboconfescudo.jpg


Hecha la distinción política pasemos a lo estrictamente deportivo. Se trata del club más ganador de Egipto y sin dudas uno de los más importantes del continente africano. Es el equipo con más campeonatos locales, 35, y más competiciones internacionales, donde suma 15, a los que hay que sumarles 4 más que son de caracter oficial pero que no fueron reconocidos aun. Con lo cual superaría a muchos (?). El club es grande de verdad, ojo. Se jacta de tener más de 50 millones de hinchas en todo el mundo, dado que tiene muchos seguidores en otros países. En la actualidad lo entrena el portugués Manuel José, una especie de Alex Ferguson de ahí, aunque con interrupciones ya que dirigió a la Selección de Angola y equipos portugueses en el medio.


Curiosamente no juega en su estadio porque no tiene las medidas de seguridad necesarias. El Mokhtr El-Tetsh Stadium, se llama así en honor a su ídolo máximo, como el Bochini de Avellaneda (?), quedó demasiado chico y por eso los partidos de los Caballeros Rojos se juegan en el Estadio Internacional de El Cairo, que tiene una capacidad para 120.000 personas. Y lo llenan eh. Para confirmar esta grandeza que a nadie le importa, digamos que es el equipo africano más importante del Siglo XX de acuerdo a los rankings pedorros que se arman, pero en los cuales todos coinciden en poner a ellos primeros y por una diferencia abismal. Los equipos que le siguen a muchísima distancia son el Zamalek, el Asante Kotoko de Ghana, el Canon de Camerún, el Espérance de Túnez y el Mimosas de Costa de Marfil.


Hay que decir que en otro país donde reina la paz y la armonía, hablamos de Libia, también existe un Al-Ahly que es uno de los equipos más importantes de dicha nación. A propósito, como sabemos el fútbol en Libia es pasión absoluta. Son todos hinchas fanáticos de Brasil pero sienten una devoción por Lionel Messi casi patológica, que en realidad es herencia pura del amor que sentían por Diego Maradona. Recordemos que Bilardo fue técnico de esta Selección pero tal como dijera Borges, han tenido la prudencia de olvidarlo (?). Y vale señalar un detalle más de este club libio. El nombre de su estadio es Hugo Chávez. El presidente de Venezuela es una persona sumamente admirada por esos lugares y su nombre fue elegido en “reconocimiento a su programa revolucionario en Venezuela y a su papel en el futuro sudamericano”.


Hecho el repaso por el club libio, acá entonces tenemos a este gigante del siempre ninguneado fútbol africano. Y eso que Egipto is not Africa (?). Lo que es interesante destacar es cómo en este caso el fútbol ha esgrimido su potencia de herramienta cultural que puede tener una enorme fuerza revolucionaria a la hora de un cambio social. Vale el ejemplo egipcio, y es la intención de esta sección demostrar en cada entrega un aporte, para demostrar que el fútbol no es solamente el fútbol sino más bien un arco inmenso de experiencias de toda índole que confluyen, aunque a veces no lo querramos ver, en una multitud de expresiones, a veces políticas, a veces no. A veces culturales, a veces no. Pero siempre se presenta como un dispositivo atendible en relación a su ligazón popular. En esta oportunidad, utilizada para el bien (?). Así que por ello, por seguir sosteniendo las banderas con las que fue creado, hoy presentamos al Al-Ahly de la República de Egipto.

​​​​​

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar