Fandom

Redópedia Wiki

Introducción al Nacional B para Independiente

901páginas en
el wiki
Crear una página
Discusión0 Compartir

Introducción al Nacional B para Independiente
Consumado el acto es nuestro deber llevar al sufrido hincha del Rojo de Avellaneda una serie de consejos y conocimientos refritados desde hace 2 años que le brinden tranquilidad (?) y sapiencia en esta nueva etapa.

cU2kxBYs.jpg

- Asumir el descenso. No sos de Primera. No estás en Primera. Tus partidos no compiten con Lanata y te auspicia La Nueva Seguros.

- Con la camiseta no se le gana a nadie. Millones de hinchas de los equipos “de Primera” descendidos dan cuenta y fe que en realidad es al revés, los rivales te quieren ganar por tu camiseta.

- Con la historia no se le gana a nadie. “Somo’ el Rojo’, papáh, Rey de Copa’ Villa Juan Carlo’ no eh-sssisss-te”, es verdad que no hay comparación histórica posible, pero para la Villa (y muchos otros) los dos partidos contra Independiente van a ser los más importante de su historia, y los van a jugar como tales, porque les chupa un huevo la historia, los pergaminos, el estadio en construcción, la final contra el Liverpool y la pelada del Bocha.

- En el ascenso son todos doblecamiseta y se van a hacer hinchas del Rojo, vamos a evangelizar. (?) Gran error, existe el dobecamiseteo en algunos equipos chicos del GBA y en muchos del interior, pero tienen tantos motivos para hacerse del Diablo como cualquier hincha Rojo para hinchar por la CAI de Comodoro.

- Vamos a copar en todos lados. Malas noticias, col*rad* amigo, en el ascenso no siempre hay visitantes. Y, cuando los hay, es con capacidad limitada. Por lo que si nos sos amigo de Bebote, o de Cantero, o de los dos, la única alternativa que tenés es la tele, no te desesperes, la experiencia reciente de River indica que te van a televisar seguido.

oyMI8f5s.jpg
Nunca, pero nunca, hay que escupir para arriba porque siempre vuelve

- Me pago una platea y voy camuflado. A ver, animalito de Dios. De la misma forma que vos reconocés a un extraño en tu tribuna te van a sacar la ficha en cancha visitante. Si se te ocurre colaborar con las arcas de esos rivales de mierda que te tocan ahora vas a terminar cagado a trompadas, sin haber visto el partido y siendo el protagonista de una épica ajena.

- Nos ganaron con dos centros del orto. ¡Mirá lo que es ese potrero! ¡Así no se puede jugar! Sí, así se puede jugar, y así se juega. La mitad de los campos de juego de la BN son cortos y no demasiado anchos, a esto se suma que (con algunas honrosas excepciones) la gramilla no es UEFA-approved, por lo que los partidos suelen ser ganados por quien mejor juega largo y mejor usa la pelota parada.

- ¡Penal! ¡FUE PENAAAAAL! Desacostumbrate, discípulo de Grondona, a que te cobren mancha en cualquier lado, vas a ir a jugar contra Patronato en Paraná y en cada corner le van a hacer una de judo a tus delanteros (o a los que hagan de cuenta que juegan en esa posición) sin que la vedette de turno cobre nada, y a llorar a la calle Viamonte, tercer piso, anunciate en Secretaría (?).

- ¡¡¡¡Dejá de decir pelotudeces!!!! Bienvenido a lo peor del FPT. Sí, hay algo peor que los nefastos Araujo, Perfumo, Julio Ricardo. El Nacional B lo relatan y comentan aquellos con menos palanca que los de Primera, los que no les da la calificación profesional, algunos impresentables varios y Julián Bricco.

- Marcar al 10, o al 8. Marcar. En un universo donde la mediocridad futbolística es muy pareja, no marcar al único distinto del rival es regalar el partido. Claro, a TU jugador distinto también lo van a marcar (igual en el caso del Rojo todavía queda por ubicar a alguno que cumpla con esa descripción), con los diferentes anulados volvemos a la pelota parada, el envío largo y el aprovechamiento del error individual.

- Ganar de local. Los puntos que se pierden de local no se recuperan de visitante. Un equipo con ambiciones de ascenso debe ganar al menos 15 de los 21 partidos de local y no perder más de uno (totalizando 50 puntos) y rapiñar todo lo que se pueda de visitante. Asumiendo que de visitante se derrote —al menos— a los 4 peores equipos de la divisional y con algún empate robado, se alcanza una base de 65 puntos que permite empezar a encaminar la temporada.

JOo4dnvs.jpg
Una semana antes se dio la destrucción: se ve que el Monumental tiene un gustito especial para romper al momento del descenso

- Los jugadores rivales (a.k.a. “¡Mirá quién nos hizo un gol!”). Los jugadores rivales van a ser todos los jugadores de los que te burlaste en Primera. El que hizo de rebote el gol del honor hace diez años en la Doble Visera, el que se hizo cuatro goles en contra en su primer temporada en Primera, etc. Todos esos descollan en el Nacional. Ejemplos sobran. Los equipos de la BN que quieren pelear algo se esfuerzan por contratar a Satanás Paez, Lorefice, Carignano, Gigli, Ferradas, Machín, Mosset, Desvaux, Fabbiani(?), Barrado, Furios, Pajón, Luchetti, Gioda, Danelón. Siempre con rendimientos diversos -algunos venden humo negro-, porque la seguridad es algo que se perdió en la crisis del 2001 (?).

- Si es necesario pelamos billetera, a estos pobrecitos los compramos barato. Empezá a ahorrar, en el run-run del ascenso la cesión (?) de puntos cotiza hoy arriba de los 75.000 dólares, billete americano, taca taca. Ergo, son pocos los equipos con billetera suficiente para comprar muchos partidos. En la situación económica de los de Avellaneda, es más factible que estén dispuestos a ganar el campeonato económico vender algún partido (pueden aprovechar para pedir que se lo paguen en ladrillos) que en condiciones de comprar varios.

- Los pibes que “pintan bien”. “Ja, se me ríen las pelotas”, diría el inefable Magú. En la BN existen dos tipos de jugadores: “los horribles” y “los que rinden”. Los Fredes, Velázquez, Godoy, Battión y Mancuello están más cerca del primer grupo que del segundo. Si tus “promesas” andan flojas de carácter o no le ves pasta, mandalos a préstamo (sin cargo y sin opción) a cualquier equipo de Primera que quiera foguearlos. Los que en la BN “pintan bien” siguen su carrera en Comunicaciones, San Telmo o Flandria.

- Que se vayan todos. Que no vuelva nadie. Un descenso implica errores y fracasos de todos los que están y estuvieron, que no vuelvan, ya demostraron su (in)capacidad. Igual, resignate, no sólo no se va a ir ninguno sino que quizás reaparezcan Comparada y el fantasma de Sande.

- Sumar muchos puntos. Porque el Nacional es un torneo horriblemente duro y competitivo. Según cómo hagan los deberes tienen cuarenta y dos partidos por delante para volver a Primera, o para no irse a la B Metro.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en Fandom

Wiki al azar